ADN: Misionales

Cuando eres parte de una familia compartes el mismo ADN que los demás miembros, lo que te da características parecidas, y te hace más parte de ellos de lo se ve en la superficie. En la Biblia se le llama a la iglesia “El Cuerpo de Cristo”, si somos un cuerpo y todos somos parte de ese cuerpo (del cual, Cristo es la cabeza, y siguiendo con la metáfora) compartimos “el mismo ADN”. El Círculo comparte una serie de valores que están en el centro de quienes somos como iglesia, y que entendemos nos conectan con la misión y visión general del Reino. Si somos una familia: Todos tenemos que compartir esos valores que nos ayudan a crecer juntos y saludables, y extender con pasión el Reino de Dios.

Audio MP3
PDF

Fecha: 25 de Febrero 2018
Autor: JJ Gómez

(Si deseas descargar el audio, haz click derecho sobre el enlace y selecciona “Guardar enlace como…” o “Save link)

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

Combustión Interna: Sirvo, Luego Existo

El servicio tiene una posición central en el liderazgo cristiano, que se diferencia de otro liderazgo en como éste fluye: En el Reino de Dios el líder sirve, en el reino de éste mundo al líder se le sirve. Esto no solo debe ocurrir dentro de un contexto eclesial, sino que el creyente toma el servicio como un estilo de vida, en muchos casos (si tu don no es el servicio, por ejemplo) será un estilo de vida sacrificial, que resultará difícil al principio, pero cuyo resultado es significado y sentido a la vida de los demás desde tu vida: que encuentra significado y sentido en Dios.

PDF
Audio MP3

Fecha: 26 Junio, 2016
Autor: Fausto Liriano

(Si deseas descargar el audio, haz click derecho sobre el enlace y selecciona “Guardar enlace como…” o “Save link

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

Día 211: Isaías 1-4

Lee los capítulos 1 al 4 del libro de Isaías (puedes leerlos dando click aquí: Isaías 1-4)

Notas De Estudio

Introducción Al Libro: Con Isaías entramos a los “Libros Proféticos”, que son los escritos de los profetas. Estos se dividen en “Profetas Mayores” (Isaías, Jeremías, Ezequiel, Daniel) y “Profetas Menores” (Oseas, Joel, Amós, Abdías, Jonás, Miqueas, Nahúm, Habacuc, Sofonías, Hageo, Zacarías y Malaquías). Lo de “mayores y menores” no tiene nada que ver con niveles de importancia o rango. Llamamos “mayores” a los profetas que fueron más prolíficos escribiendo y “menores” a los que escribieron menos. Los profetas no eran personajes populares, en la mayoría de los casos (por no decir “en la totalidad de los casos”) el pueblo y los lideres religiosos los odiaban porque sus palabras no eran fáciles de digerir.  A causa de que el corazón del pueblo pasaba más tiempo lejos de Dios que cerca de El, las profecías eran en muchas ocasiones de juicio, pero siempre acompañadas del ingrediente misericordia. Por esta razón muchos fueron asesinados, y no fue hasta después del exilio cuando sus escritos empezaron a hacer sentido en la mente del pueblo de Israel.
Isaías es quizás el más famoso de los profetas, ya que muchas de sus profecías encajan con el Mesías y con el establecimiento del Reino de Dios. Es un poeta y sus profecías emergen de entre hermosas palabras que se entretejen para expresar lo que Dios ha dicho. De familia real, y pudiendo ejercer influencia desde la política, la experiencia de una visión de Dios a la edad de 18 años lo llevó por el camino profético. Las profecías del libro fueron dadas entre el 742 a.C. – 686 a.C., entre los reinados de Uzías, Jotán, Acaz y Ezequías. Aparte de estos datos se conoce poco de su vida. Veamos que nos tiene que decir el profeta Isaías.

Capítulo 1: Isaías profetiza exponiendo el pecado del pueblo, pecado que se oculta detrás de las apariencias religiosas. Por eso el profeta no solo profetiza contra la maldad de los judíos sino que profetiza contra sus prácticas religiosas, Dios habla de forma muy fuerte a través de Isaías: “¡Ya estoy harto de esas ofrendas…!” (v. 11) “Ustedes oran mucho… pero yo no los veo ni los escucho.” (v. 15) A pesar de esto, Dios ofrece una salida, si hay arrepentimiento El perdonará, restaurará y limpiará (v. 18).
Como Israel, acostumbramos a desconectar nuestra “vida espiritual” de todo lo demás, dividimos en compartimientos nuestras vidas de modo que una cosa no tenga que ver con las otras y terminamos ocultando nuestros errores detrás de congregarnos, ir a eventos cristianos y realizar sacrificios ocasionales. Pero lo “espiritual” debe estar conectado con todo lo demás, de modo que lo permee, y nuestra vida de oración, de congregación y de trabajo para Dios debe venir de una vida integra y en santidad. Las Palabras de Isaías para los judíos de esa época bien pueden conectarse con la vida que llevamos hoy.

Capítulo 2: Aunque algunos capítulos se conectan unos con otros, en la literatura profética de Isaías encontraremos profecías sobre diversas cosas y a veces sin orden cronológico. Lo pueden notar al pasar del capítulo 1 al 2. El capítulo 2 está dividido en dos partes:
Primera Parte (1-5): Restauración y Gloria Futura de Sión (Jerusalén), a donde vendrán de todas partes a aprender del Señor y a adorarle. La característica de este tiempo será la paz, la gente abandonará sus armas y las transformará en instrumentos de trabajo.
Segunda Parte (6-22): El Día del Señor, donde no solo habrá juicio contra los malvados (aquí su mayor pecado es ser orgulloso y arrogante, lo que los ha llevado al punto donde no necesitan a Dios sino que su confianza está en sí mismo y en sus ídolos), sino que los que queden reconocerán que Dios es el único Dios.

Capítulo 3-4: Isaías profetiza la destrucción de Jerusalén, acompañada de la confusión de sus habitantes y de falta de liderazgo, no habrá nadie que la gobierne ni quiera gobernarla. Pero el flujo de los capítulos es raro. No se si te llamó la atención que el cuatro pasa de la escritura de juicio a narrar un tiempo hermoso donde los sobrevivientes servirán a Dios y el Señor los acompañará como lo hizo en el desierto (2-6). Esto es característico de la escritura de Isaías.

Anímate a comentar o preguntar.
———————————————————-
El Círculo
Bajo Licencia CreativeCommon™

extraORDINARIO

En Isaías 66:1-2 Dios deja bien claro que prefiere el cielo y la tierra (todo el espacio) como su dominio, no un pequeño lugar (bueno, algunos son grandes… para nosotros) que llamamos templo. Aún así, todavía creemos que el único lugar donde Dios puede manifestarse es en los espacios que hemos designado para nuestras actividades religiosas. ¿Y afuera? ¿Cómo Dios está en mi trabajo, mi familia, mi negocio y en… mi? De eso hablamos en esta nueva serie, que se trata de ser ordinariamente extraordinarios.

 

.

01 Dios En La Ciudad

Presentación PDF
Audio MP3

Fecha: 7 de Abril, 2013
Autor: Fausto Liriano

(Si deseas descargar el audio, haz click derecho sobre el enlace y selecciona “Guardar enlace como…” o “Save link as…”)

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

02 Dios En El Trabajo

Presentación PDF
Audio MP3

Fecha: 14 de Abril, 2013
Autor: Maelías Lima

(Si deseas descargar el audio, haz click derecho sobre el enlace y selecciona “Guardar enlace como…” o “Save link as…”)

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

Q De “Ira”

¿Qué hay dentro de ti? Muchas veces nos encontramos reaccionando de formas que nosotros mismos nos sorprendemos: en el trabajo, en la familia, con nuestras parejas, amigos, manejando. Es algo que sale casi natural, es como si estuviésemos: enojados. Pero como todo vuelve a la “normalidad” no le hemos prestado atención y estamos tranquilos. Pero, ¿qué tal si lo que sale cuando nos enojamos, nuestras reacciones y actitudes, reflejan lo que realmente hay en nosotros? Debemos actuar, porque “el enojo es el distintivo del necio.”

.

.

Q De “Ira”

Presentación PDF
Audio MP3
Fecha: 26 de Marzo, 2013
Autor: Fausto Liriano

(Si deseas descargar el audio, haz click derecho sobre el enlace y selecciona “Guardar enlace como…” o “Save link as…”)

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

Normal

Hay cosas que tenemos como “normales” que son más bien “anormales”. Así mismo también, hay cosas que tenemos como “anormales” que son “normales”. Todos tenemos miedo de ser considerados no “normal”, y como existe la percepción de que acercarse a Dios te quita un poco de eso (¡de la normalidad!), huimos de la posibilidad de acercarnos más a El. ¿Pero es cierto? ¿Seremos menos normales o más normales si nos acercamos a Dios? ¿Qué es… normal?

.

Normal

Presentación PPT
Audio MP3

Fecha: 16 de Diciembre, 2012
Autor: Fausto Liriano

(Si deseas descargar el audio, haz click derecho sobre el enlace y selecciona “Guardar enlace como…” o “Save link as…”)

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

¿Debe Protestar La Iglesia?

«El Espíritu del Señor está sobre mí,
    porque me ha ungido para llevar la Buena Noticia a los pobres.
Me ha enviado a proclamar que los cautivos serán liberados,
    que los ciegos verán,
que los oprimidos serán puestos en libertad,
y que ha llegado el tiempo del favor del SEÑOR»”
Lucas 4:18-19

Creemos que como iglesia de Cristo estamos en la obligación de exponer nuestra posición frente a lo que está sucediendo en el país ahora mismo, con lo que conocemos popularmente como “paquetazo” y oficialmente como “Reforma Fiscal”. Hay razones importantes para esto: es bien conocido que la iglesia de Cristo es la única institución que no existe para sí misma sino para otros; el mensaje del Evangelio es un mensaje integral, para el ser humano en espíritu, alma y cuerpo, que es como Dios nos ama: completos, y no solo el espíritu y desechando el cuerpo como si fuese un bagazo. Una tercera razón, y no menos importante, es que “JUSTICIA” es una palabra central dentro del lenguaje del Reino de Dios. Dios es pro-Justicia y, por ende, anti-injusticia (Exodo 6:6; Levítico 19:15; 1 Reyes 10:9; 2 Crónicas 19:6; Salmo 7:17; Salmo 37:28; 
Isaías 1:17; Sofonías 2:3; Mateo 12:20).

En el mismo pasaje con que Jesús inaugura su ministerio (Isaías 61) dice: “Pues yo, el SEÑOR, amo la justicia; odio el robo y la fechoría.” (v. 8) El mensaje de Jesús era revolucionario no sólo en el sentido “espiritual” sino en todo el sentido de la Palabra. Era un mensaje que le devolvía la dignidad al ser humano, la dignidad que nos corresponde por ser creados a imagen y semejanza de Dios, imagen y semejanza que lamentablemente muchos desprecian con sus hechos. En un imperio donde el pobre, la mujer y el niño eran ciudadanos de última clase, el mensaje que mandaba la iglesia era evidente: “Ya no hay judío ni gentil, esclavo ni libre, hombre ni mujer, porque todos ustedes son uno en Cristo Jesús.” (Gálatas 3:28) Aunque Jesús no tomaba ningún partido ni se inclinaba por las opciones políticas que habían en su tiempo (algo que debemos imitar), su vida es una muestra de oposición a los sistemas opresores que gobiernan este mundo. John Howard Yoder, en su libro “Jesús y la Realidad Política” dice: “Jesús no sólo eligió chocar con infinidad de definiciones sino ser crucificado por ellas… No dijo: ‘puedes quedarte con tu política y yo me dedicaré a algo más importante’, dijo: ‘tu definición de polis, de lo social, del hombre en su integridad como ser social, está pervertida’… no sólo hablaba lo que eran ideas radicales para su época sino que, como mostró, estaba dispuesto a morir por ellas.”

La iglesia siempre imitó la posición de Cristo, y se oponía al desprecio del imperio Romano por la dignidad del ser humano con actos de amor y de bondad. Como diciendo: “si el Imperio no lo hace: nosotros lo hacemos. Y si no se preocupa: nosotros nos preocupamos.” Uno de los emperadores, Juliano, escribió:
“El ateísmo (como se le conocía a los cristianos) ha logrado un avance especial a través del servicio amoroso y del cuidado que le prestan al entierro de los muertos.  Es un escándalo que no haya un solo judío que sea un mendigo, y que los impíos Galileos no solo cuiden por sus propios pobres sino también por los nuestros.” (cursivas mías)

La iglesia decidió seguir el ejemplo de Jesús, y en momentos en el que Roma la había adoptado como la “religión del imperio” no dio un paso atrás en dar a demostrar que la justicia es central. Ambrosio, obispo de Milán en el cuarto siglo de nuestra era, prohibió la entrada del Emperador Teodosio al templo después que este masacró a un grupo en Tesalónica. Esto es un fragmento de la carta de excomulgación del emperador:
“Emperador, ¿cómo es posible que te muestres tan enormemente presuntuoso después de haberte dejado llevar de aquel furioso arrebato de ira? ¿Acaso la potestad imperial te ciega hasta el punto de no reconocer el pecado que has cometido? Procura que la razón guíe tus actos de gobierno. Cierto que eres príncipe; pero entiende bien esto: príncipe significa el primero, no el amo. Eres, pues, no el amo de tus semejantes, sino el primero entre ellos, y, si ellos son siervos, siervo también eres tú y el primero de los siervos. ¿Con qué ojos miras al templo del Señor, que es Señor de todos y también Señor tuyo? ¿Cómo te atreves a pretender hollar con tus pies este santo pavimento?”

Cuando alguien le pidió al emperador que le diese permiso para que intercediese ante el obispo por él, Teodosio replicó:
“Sería inútil -contestó Teodosio-; ni tú, ni todo el poder imperial conseguirán apartar a ese hombre del cumplimiento de la ley de Dios.”
La ex-comulgación continúo hasta que el emperador se humilló y pidió perdón.

Esta claro entonces que la iglesia colabora con Dios en que la justicia sea instaurada, y protesta ante actos de injusticia. Ahora: ¿cómo protesta la iglesia? ¿cómo la iglesia hace que la justicia se cumpla? Obviamente no con actos de violencia ni tampoco aislándose, o haciéndose sorda ante el problema que aqueja (o aquejará) profundamente una sociedad. Se ha aprobado una reforma tributaria injusta, la iglesia no puede quedarse con la boca cerrada. Y es injusta en su mayor parte porque sabemos que en este país no existe un sistema que, después de recibir los fondos necesarios para que “el país funcione”, sean usados de la forma correcta. Sabemos a donde van a parar la mayoría de esos fondos. ¿Nos callaremos? ¿No diremos nada cuando el 60% de los dominicanos sufrirá esto de forma que muchos de nosotros no imaginamos?

Está claro que nuestros políticos no cambiarán, pero si podemos cambiar los vientos. Primero: oramos, como cuerpo de Cristo que entiende que Dios es pro-justicia y que escucha el clamor de un pueblo que grita ante el sufrimiento impuesto por quienes los oprimen (Exodo 3:7). Pero también protestamos con nuestros actos y nuestra forma de vida: consumamos menos, no compremos en lugares donde sabemos se apoya la reforma o donde sus propietarios evaden impuestos que luego el pueblo debe cubrir, no compremos las cosas a sobre precio (lamentablemente un grupo de comerciantes desalmados aprovechan estos tiempos para especular afectando el pueblo, no solo son los políticos el problema). Participemos en los actos pacíficos, siempre y cuando no se hagan bajo ningún contexto político. Cuidemos nuestro lenguaje y no incitemos a la violencia. Demostremos que estamos contra la injusticia y que estamos tan en serio que nos hemos dispuestos a comprometer nuestras costumbres consumistas para que se sepa que hay indignación y que estamos de luto. Y otra vez: oremos, el problema está en el corazón del ser humano que será solo transformado por el poder del Espíritu de Dios.

———————————————–
El Círculo
www.circulojuvenil.com • 2012
Bajo Licencia Creative Common

¿Protestaría Jesús?

Viendo la situación en la que se encuentra nuestro país y pensando en las consecuencias que traerá consigo la famosa “reforma”, algunos se preguntan: ¿qué hace un cristiano en tiempos como este?¿no dice nada? ¿protesta? ¿respeta el gobierno porque según dicen la Biblia lo dice? ¿o cuál postura adopta? En esta corta serie estaremos a abordando estas preguntas.

.

.

 

¿Protestaría Jesús?

Presentación PPT
Audio MP3

Fecha: 11 de Noviembre, 2012
Autor: Fausto Liriano

(Si deseas descargar el audio, haz click derecho sobre el enlace y selecciona “Guardar enlace como…” o “Save link as…”)

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

 

¿Protestaría Jesús? 02

Audio MP3
Fecha: 18 de Noviembre, 2012
Autor: JJ Gómez

(Si deseas descargar el audio, haz click derecho sobre el enlace y selecciona “Guardar enlace como…” o “Save link as…”)

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.